Sellos de garantía

Un sello de garantía se encuentra habitualmente en garrafones, botellas, refrescos y bebidas rehidratantes, entre otros. Este tipo de sellos aseguran que el producto no ha sido manipulado y que ha sido sometido a un procedimiento de limpieza e higiene exhaustivo. Sobretodo, implica que la mercancía que se está comprando es de alta calidad.


Tipos

Los precintos de garantía tienen una gran variedad de formas y tamaños.

  • De PVC.
  • Para envases.
  • Para garrafones que vienen con garantía.
  • Precintos termorretráctiles de seguridad.
  • Etiquetas de seguridad que pueden encogerse con el calor.

El producto se envuelve durante todo el proceso de embalaje para protegerlo de diversas situaciones, como la manipulación, el tránsito y el almacenamiento. En este procedimiento es fundamental que el producto tenga un sello específico para que el fabricante sea el único responsable de los posibles defectos y que los distribuidores y comercializadores no se vean afectados.

Cuando se compra un paquete de refrescos, se envuelve en un plástico que los mantiene unidos, lo que se conoce como sello retráctil. El sello retráctil es una etiqueta sensible al calor que se ajusta al contorno del objeto al que se adhiere. Es útil para garantizar que el producto no sea manipulado y se mantenga en perfectas condiciones.

En el caso de los garrafones, debe haber un sello termocontraíble en la boquilla, que se retira para abrir el tapón; una vez abierto el tapón, hay un segundo sello, que garantiza que el agua que se consumirá es 100% potable y no afecta a la salud.

Algunos sellos también implican que el producto ha sido certificado o que se ajusta a las preferencias del cliente.


Etiquetas de seguridad

Los fabricantes y comerciantes utilizan las etiquetas de seguridad para identificar los artículos, proteger sus marcas, mejorar la seguridad de la cadena de suministro, evitar las falsificaciones, verificar la seguridad o autenticidad de los productos y fomentar la confianza de los clientes.

Las etiquetas de seguridad se imprimen en polietileno destructible con adhesivo VOID, que proporciona excelentes cualidades de calidad y fuerza adhesiva para que la etiqueta no pueda retirarse fácilmente una vez fijada a la superficie.

Esta forma de etiqueta es cada vez más frecuente en las empresas debido a sus numerosas aplicaciones. Dado que están pensadas para romperse si el envase, la botella, la caja o el contenedor se han abierto o manipulado, la mayoría de las empresas farmacéuticas y médicas utilizan etiquetas de seguridad autoadhesivas.

Esto garantiza que el contenido de un producto pueda suministrarse tal y como se prometió y que se sigan los criterios de seguridad de las etiquetas informativas, lo cual es fundamental cuando se trata de cosas delicadas o únicas como los productos farmacéuticos.


Tipos de etiquetas

Es importante entender los muchos tipos de etiquetas de seguridad que existen en el mercado antes de elegir el sello adecuado para el trabajo. Los tres más populares son los siguientes:

Etiquetas de vacío sin residuos: estas etiquetas están diseñadas para ser utilizadas en superficies sin residuos de adhesivo o marcas. Por ejemplo, en vehículos o aviones. Este tipo de etiqueta se deforma de una manera determinada cuando se retira de forma incorrecta para cumplir su función, lo que permite verificar su manipulación.

Etiquetas al vacío que dejan una marca visible en la superficie a la que se adhirieron: en este caso, cuando la etiqueta se retira, deja una marca visible en la superficie a la que se adhirió. Se utiliza habitualmente en la industria farmacéutica y en el comercio minorista; además, suele llevar el mensaje "VOID".

Etiquetas al vacío con un alto contenido de residuos: este caso, aunque es similar al anterior, se diferencia en que cuando se retira el adhesivo, la mayor parte del mismo se transfiere a la superficie de la que se extrajo, haciéndola casi transparente.